De la voluntad nace el amor (por las lenguas)

Nota: Disfruta el siguiente texto, escrito por una invitada*. Recuerda que tú también puedes ser publicado.

Nunca en la vida he tenido la oportunidad de viajar, ni siquiera dentro de mi propio país. Las razones sobran, pero ¿sabes algo? esa situación es la que hizo que naciera en mí el amor por las lenguas extranjeras.

En un principio por el inglés y ahora por el italiano.

Cuando comencé a aprender inglés me di cuenta de que me era muy fácil entender los temas, desde el alfabeto hasta tiempos pasados, futuros, etc. Por supuesto que tuve mis lapsos de confusión pero nunca pasó por mi cabeza rendirme y dejar de lado el inglés.

Nunca, ni una sola vez.

UK love

No soy una de esas personas que viven por y para un idioma; más bien me apasiona la idea de que soy capaz de comunicarme con miles de personas alrededor del mundo que hablan inglés.

Y tal vez ahora te preguntas, ¿qué tiene que ver el hecho de no haber viajado a ninguna ciudad con los idiomas? Todo, tiene todo que ver. O al menos para mí.

¿Sabes? El hecho de saber que soy (por el momento) bilingüe me hace sentir cerca de naciones que albergan los lugares que sólo en Internet he podido ver: la biblioteca de Londres, el Hyde Park, el Parlamento y todos esos lugares turísticos que tiene la capital inglesa.

Todo requiere voluntad

No ha sido fácil alcanzar el nivel de inglés que tengo actualmente.

Como dije antes, tuve lapsos de confusión, de desesperación al no poder encontrar a alguien con quien practicar, de frustración al ver que los cursos que quería tomar estaban en escuelas que cobran miles de pesos al mes, etc.  Y sin embargo, aquí estoy, contándote orgullosamente que soy bilingüe.

Tal vez no tengo una certificación extranjera que dice que sí hablo inglés, tal vez no he viajado a un país de habla inglesa ni he convivido cara a cara con americanos, ingleses o cualquier otra persona de otro país, pero tengo algo que no nace en todas las personas, y si lo hace, toma tiempo: el amor por el inglés y en general por las lenguas extranjeras.

Y créeme que ahora, cuando mi madre me dice que no esté de pocha y que deje de mezclar frases en inglés cuando hablo, es cuando me doy cuenta de que todos los esfuerzos han rendido frutos.

Es el amor y la pasión lo que guiará tu camino a lo largo del aprendizaje de una lengua extranjera. Y, como en todo, la constancia y la buena disposición serán dos armas fundamentales en el proceso.

El conocimiento es para compartir

Actualmente doy tutorías (no soy maestra de profesión) de inglés y de español a gente de mi ciudad, familiares, amigos y a través de un website llamado italki.

Me encanta enseñar lo que he aprendido a través de los años a personas que encuentran muy difícil el idioma.

Enseñar español e inglés me hace sentir plena y feliz; me siento como pez en el agua y la gente lo percibe. Por ello, cuando recibo cumplidos como “Me fascina cómo me enseñas español” o “A ti sí te entiendo cuando me explicas el present continuous”, siento que se abre el coro celestial.

No me interesa la razón por la que las personas que llegan a mí están aprendiendo inglés, ya que entiendo que no todos van a ser como yo; sus razones son muy respetables. Lo que me interesa es que tengan la voluntad de aprender. Si existe voluntad, entonces todo es posible.

It’s all about passion    

Me siento tan plena y feliz conmigo misma, tan encantada con mis habilidades para dominar la lengua inglesa, que me he atrevido a inscribirme a un curso de italiano. Comienzo dentro de un par de semanas. Estoy lista para entrar de nuevo en la fase de beginner y reírme de mis propios errores al pronunciar mal las palabras.

Lo que quiero decirte con toda esta historia es que no temas a aprender un nuevo idioma.

Toma tus lecciones con amor, con pasión, con fuerza de voluntad, con ánimo. Haz del aprendizaje una aventura en la que tú eres el protagonista y el único que tendrá una recompensa invaluable.

Si te lo propones, los idiomas podrán llevarte a lugares de tus sueños. Tal vez no en cuerpo, pero sí en alma.

*Mi nombre es Karen, soy una mexicana que ama apasionadamente las lenguas extranjeras, especialmente el inglés y el italiano. Aunque mi profesión no está apegada directamente con los idiomas, disfruto mucho aprender diariamente algo nuevo. Los idiomas son para mí, más que un requisito o un hobby, una parte fundamental de mi vida.

___

Foto de Doug Wheller

7 comentarios en “De la voluntad nace el amor (por las lenguas)

  1. Albert

    Muchas gracias por compartirnos tus sentimientos y el amor que tienes por el ingles, ahora estoy empezando a estudiar una ingeniería, trabajo actualmente, tomo clases de piano prácticamente no tengo tiempo para casi nada, y quiero aprender ingles así como tu comentas que no has podido conocer otros lugares donde hablen ingles me parece muy amable de tu parte que enseñes a los demás lo que tu has aprendido ya. Te mando un fuerte abrazo y saludos soy mexicano..!!

  2. Lourdes

    Como siempre, este blog nos llena de historias motivantes. Yo estoy empezando con el alemán, mismo que nunca había pensado en aprender (lo oía muy “rudo”). Ahora la vida me mueve por un tiempo a ese país (maravilloso como lugar y también su gente, por cierto). Y, aunque estoy “sufriendo” al aprenderlo, me estoy enamorando de él (y no, no es “rudo”) y, a veces quisiera poder correr, pero sé que primero, deberé caminar. Seguro mi aprendizaje en la vida diaria allá será difícil, pero eso me hará dar pasos más grandes y seguros.🙂

  3. Axel Perez

    Tengo un nivel bastante bueno en ingles y al igual que tu empezare a aprender italiano, aunque no tengo el dinero para pagar un curso, ahí aparece la voluntad de aprenderlo como sea, al tiempo que mejoro ingles.
    Espero algún día todos los que están aprendiendo un nuevo idioma puedan viajar a practicarlo ‘como se debe’. Buen post.

  4. Hdo

    buena nota de karen. os deseo y espero que tengais dinero en un futuro muy proximo para que podais viajar a paises anglosajones para que podais culminar todos vuestros esfuerzos bien merecidos.
    sois valiosas las personas como karen.

Vamos, di algo...

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s